Sexting & Sextortion
Skip to main content

Descripción general

A medida que los niños crecen y se desarrollan, se interesan cada vez más en las relaciones y en el sexo. Una forma en que lo hacen es a través de sexting. El sexting es compartir y recibir mensajes sexualmente explícitos e imágenes de desnudos totales o parciales a través del teléfono celular. Los “sextos” se pueden enviar como mensajes de texto regulares o a través de las aplicaciones, como Snapchat, Kik y WhatsApp. Los adolescentes pueden hacer sexting por varios motivos. Es posible que intenten establecer una intimidad con un novio o una novia, impresionar a alguien que les gusta o por diversión. Es posible que otros se sientan presionados a hacer sexting por parte de los novios o de las novias y es posible que amenacen con romper con la relación si no envían una imagen.

Es posible que los adolescentes no puedan creer o no puedan prever una situación en la que la persona a quien ellos envían un “sexto” elija compartir dicha imagen con otras personas. Sin embargo, esto sucede y las consecuencias pueden ser dañino a nivel académico, social y emocional.

Los adolescentes que envían un “sexto” pueden causarles problemas en la escuela, ser excluido, hostigado o acosado dentro de sus escuelas o comunidades, o en casos extremos, meterse en problemas legales.

Además, aquellos que participan en sexting también pueden ser víctimas de sextorsión: un tipo de chantaje usada para adquirir contenido sexual adicional del niño, obligarlos a participar en actividades sexuales, u obtener dinero del niño. Los análisis del NCMEC han encontrado que los niños que son víctimas de la sextorsión a menudo están dirigidos y chantajeados por una persona que conocieron en línea que había obtenido la imagen sexual inicial del niño a través del engaño, la coerción, u otro método.

Para obtener más información sobre la sextorsión, visite la página sextorsión del NCMEC o descargue el informe.

Los Números

 

El rango de edades de los niños en los informes de sextorsión de CyberTipline fue de  8-17 años.

El 78%

del objetivo principal de los delincuentes en la sextorsión era adquirir cada vez más contenido sexual explícito del niño.

El 4%

de todos los informes de sextorsión indicaron que el niño se había autolesionado, amenazado, o intentó suicidarse como resultado de la experiencia.

¡Entable la conversación!

 Los niños y los adolescentes pueden tener dificultades para revelarle una interacción en línea incómoda. Si durante esta discusión oye algo que le sorprende, intente reaccionar con calma y continúe escuchando. Recuerda, no es el niño el que tiene la culpa. Juntos pueden reportar cualquier incidente inapropiado al CyberTipline.

Pregunte

 
  • ¿Alguna vez te han pedido un “sexto”?
  • ¿Alguna vez te han pedido o presionado a participar en sexting?
  • ¿Crees que está bien reenviar imágenes “sexy”? ¿Por qué?
 
  • ¿Qué podría pasarte si envías o reenvías una fotografía desnudo?
  • ¿Cuáles son las formas en las que una fotografía privada enviada a una persona puede ser vista por otras?

Subraya

  •  Las expectativas y los valores de su familia cuando se trata del sexo, las relaciones y el uso del teléfono celular.
  • Lo que caracteriza una relación saludable. Explique que cualquier persona que los presione a hacer sexting no es alguien en quien deban confiar.
  • La rapidez con la que las imágenes se pueden distribuir en línea. Enfatice que una vez que una imagen es compartida, está fuera de su control y pueden quedar en línea para siempre.
  • Las consecuencias que podrían enfrentar por enviar o reenviar imágenes.
  • La importancia de no pedir, ni reenviar, “sextos”. Asegúrese de que entiendan que reenviar imágenes con contenido sexual es una violación de confianza grave y explique los riesgos de exponer a la persona que aparece en la fotografía. 

Recursos

Cuando envías una foto en línea, está fuera de tus manos. No puedes retractarlo. Video de NetSmartz.

A teen girl is blackmailed into sending more explicit images and video to someone online she thought she knew.

References

[1] Lenhart, A., Smith, A.., Anderson, M., Duggan, M., Perrin, A., “Teens, Technology and Friendships.” Pew Research Center, August, 2015. http://www.pewinternet.org/2015/08/06/teens-technology-and-friendships/

[2]  http://www.missingkids.org/content/dam/pdfs/ncmec-analysis/Online%20Enticement%20Pre-Travel1.pdf